Me Misc.

Mi primera amenaza de muerte

¿Quién no ha dicho alguna vez «yo lo mato a ese hijuep**a»?… ¡Exacto! muchas veces y casi siempre cuando aquel desgraciado al que queremos matar no se encuentra presente y una cantidad considerable de alcohol fluye a sus anchas por nuestro torrente sanguíneo después de haberle hecho saber a nuestro cerebro que ya está presente.

Tomando en cuenta lo anterior y considerando todos los recuerdos y memoria perdidos en aquellos homenajes y sacrificios hechos (sobretodo en años universitarios) al dios Baco, estoy seguro que ya he recibido amenazas de muerte antes y posiblemente algunas fueron bastante en serio. Pero siempre hay una primera vez para todo (hablando de veces ¿será que Jesús sí tuvo algo con María Magdalena y por eso hoy hablan de su segunda «venida»?) y esta ocasión me tocó recibir una amenaza de muerte vía SMS en la pantalla de un celular, para que vean que hasta para los desadaptados la tecnología es una maravilla y les facilita muchas cosas. ¿Qué cómo es que me encuentro con sociópatas de este tipo? NPI, yo no los busco ni los encuentro, ellos solos vienen a mí.

No puedo negarlo, me asusté. El amenazador en cuestión es de nacionalidad colombiana y aunque tengo un afecto desde siempre por nuestra vecina Colombia, su gente, su comida, sus costumbres, su trato (sí, sí, sus mujeres también), con esto de que la guerrilla ha empeorado las cosas por allá hoy ya no solo uno recibe a sus parientes colombianos o turistas que vienen a pasear por nuestras tierras sino que viene todo tipo de gente, de todo nivel y calaña. Gente más buena o impactante de lo acostumbrado y lamentablemente también gente que uno preferiría no encontrarse. El colombiano en cuestión pertenece a este último grupo.

En realidad yo lo amenacé primero (obvio, con razones sensatas y fundamentadas, no es que yo ande amenazando a pendejos por las huevas, y más que amenaza solo fue una advertencia o sugerencia), con las necesarias y suficientes fuertes y hoscas palabras que una amenaza de clase requiere, ya saben soy todo un caballero y como tal espero una respuesta del mismo tipo. Pero eso es bien difícil si el burro en cuestión resulta ser un gamín de la peor clase, que por su forma de hablar podría estar a la altura de uno de los caporales de medio pelo en alguna ala de alta seguridad o lo más parecido que tengo un lugar como la Penitenciaría del Litoral, por ejemplo.

Si yo le propongo a alguien que arreglemos las cosas como hombres (bueno, en realidad como bestias, que de vez en cuando si resulta bueno, estimulante y desestresante), yo espero que el especimen con el que estoy tratando entienda que me refiero a salir a la calle o un lugar abierto y espacioso para liarnos a puñetes y sacarnos la madre. Como caballero, hombre, macho y bestia uno espera eso, pero no; tienen que salir con mariconadas como: «ya pues, venite este momento para echarte bala si es lo que querés, estoy en el Seseribó«

Asumiendo que el jumento estaba con algunos tragos encima decidí darle chance para que lo piense un poco más, desista de la idea de meterme bala y acepte mi propuesta de limpiar nuestro honor con sangre derramada limpiamente a punta de puñetes y le contesté algo así como «hoy no puedo, estoy ocupado. Mañana con mucho gusto, hermano» (o sea sí, me ahuevé, pero tampoco estaba en la ciudad ese rato, recién estaba en pleno viaje sino… igual me ahuevaba).

Esa respuesta como que lo molestó un poco más y empezó el rosario de amenazas, delirios de grandeza, puteadas contra los indios (según él indios=ecuatorianos) y toda una diarrea verbal en la que pretendía ofender y hacer de menos a la India (digo, si el man dice que los ecuatorianos somos indios entonces el Ecuador debe ser la India). Como yo estaba cuerdo y con sueño no respondí a ninguno de sus comentarios sin sentido y amenazas rídiculas, apenas le mandé saludos para sus primas (sé que tiene unas primas reeecas y buenas) y le recordé que si deja la mariconería de escudarse tras una «chispa» y tiene los huevos para permitirme hacer un saco de boxeo con su anatomía me lo haga saber al día siguiente, cuando ya esté menos bruto. Siguió amenazando y mostrando su obstinación en que esa misma noche él tendría que meterme bala, al siguiente día, o después, ya no tuve noticias suyas.

Y bueno, sigo teniendo la ventaja. El man solo tiene los números de mis celulares, no me conoce. Yo tengo los suyos pero además sé quién es, y en donde trabaja. Y no, nunca asistiré a ningún encuentro por él propuesto, el mundo es un pañuelo (pañuelo usado, con hartos mocos como ese man) y cualquier momento estoy seguro nos encontraremos casualmente y ahí si I’m gonna kick your whitey ass… bitch! (porque si hay mocos como el tipo, también habemos gargajos como yo).

Pero eso sí, no forzaré mucho a la manera en que el mundo gira y por si acaso trataré de pasar alejado del Seseribó.

27 thoughts on “Mi primera amenaza de muerte”

  1. Como tu asesor legal, te recomiendo que guardes ese mensaje, or que cuando te venzan en el boxeo, iniciaremos un juicio por amenazas. (No es que no confíe en tus capacidades para el pugilato, pero es que no eres Tyler Durden)

  2. Elé!!! Ahora podemos pegarnos en la calle como en los viejos tiempos y ahora con un poco más de apoyo a la ley.
    Unas cuantas veces me ha tocado correr por el miedo a la chispa. Que te revienten a puñetes es una cosa, pero que te peguen un balazo ya es grande.
    Saludos…

  3. Ya no hay como confiar en nadie, tu te quieres pegar sanamente a puñetazos, y las bestias entienden otra cosa… ¿Quién les hace entender? asi que mejor no pierdas el tiempo intentando explicarles, ¡take care!

  4. Eso de asumir que el tipo estaba tomado como que no es suficiente como para creer que el otro se va ir por el camino de los puñetes y no va a tirar a ganar. Amí me parecería que es de esos que no cree en esa mariconada del «honor».

  5. > me tocó recibir una amenaza de muerte vía SMS en la pantalla de un celular, para que vean que hasta para los desadaptados la tecnología es una maravilla y les facilita muchas cosas.

    Sé de un caso en el que se enviaron dos amenazas de muerte ¡a través de blogs! Sif, hay gente psycho y sociópata en el mundo. Y claro que se tienen respaldos de eso, sería entretenido eso de plantear el «juicio por amenazas». La gente tiene que aprender a controlarse antes de hablar huevadas.

  6. Yo pensé seriamente en hacer una denuncia a un mono descerebrado que me amenazó meses atrás y a una cojuda que escribía desde las computadoras de una universidad. Pero me dio pereza y solamente les cayó un ban y un merecido escupitajo virtual.

    También tengo en mi cabeza memorizadas las soluciones a los mayores problemas del mundo que me enseñó mi abuelita muerta. Pero no las pienso decir… porque no me da la gana.

  7. Phantom: Falta la parte entre que conoces unas colombianas y te acarreas problemas. Esa que va justo antes de asegurarnos que eres un excelente peleador.

    Schiz Cum Snake: No se trata de memorizar la solución, sino de entender el procedimiento.

    Botellita de Jerez: Clases garantizadas, aprenda a resolver los problemas del mundo y acceda a universidades y academias militares/policiales.

    1-800-dontbenaive

  8. Faltan muchas partes, y soy un buen peleador en el sentido que no le huyo a los puñetes que de alguna manera he buscado, propiciado o me involucran… ahora que no siempre gane en las trompadas ya es otra cosa (que tiene mucho que ver con el nivel de colesterol en la sangre, reflejos entorpecidos y músculos atrofiados que me han tocado).

    Contrariamente a lo que yo mismo creía (a veces mi recuerdos se confunden con los que de quien ocupó este cuerpo antes), el conocer colombianas no me ha acarreado muchos problemas. Riesgos sí, pero problemas muy pocos.

  9. Suena ocupado. Imagino que las legiones de interesados/as están llamando todos/as al tiempo para tener el honor de tomar clases con semejante eminencia en el tema. (**Alerta: sarcasmómetro marcando altos niveles**)

    FE DE ERRATAS: Después de la parte que dice “antes de hablar”, añádase “y escribir”. 😉

  10. En serio, yo no sé como consigues rodearte de tipos así y provocar situaciones como la descrita. Que pereza tener que ir recibiendo durante todo el viaje mensajes de ese tipo. Ya no estásf para esas.

    Este sábado me voy al seseribó, si veo algun colombiano con cara de estar esperando a alguien pa «echarle bala» le mando tus saludos, esperemos que este acompañado de las primas 😉

  11. Ohhhhh jefesito de mi amoooor! Quesf uste metido en ese tipo de pleitos ah??? jejejeje

    Un abrazote lleno de ganas de verlo (sano y salvo sin hoyos en el cuerpecito)

  12. Viejo, has el testamento… incluye a los parientes políticos por favor.

    Si yo debieria matar a alguien no lo amenazaría… pero poRsiaca, haga el testamento.

    slds

  13. q tal kabrona!! se q mueres por MAGO DE OZ… entonces muereeee. tu pasión es la música y tu gran amor es el grupo español de música FOLK METAL con influencia CELTA, formado en mayo de 1989… (jaja) nos veremos en el infierno kabrona asandrada 1709

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.